Los robos hastían; la Policía busca cómo aplacarlos

0
610

Una moradora de La Atarazana fue arrastrada en días pasados por un cobarde delincuente, en una de las peatonales. El video del deplorable hecho circuló en los chats de los residentes.

En el domicilio de un vecino de La FAE, dos veces en una misma semana, ingresaron los antisociales para sustraerse sus pertenencias.

Los niveles de inseguridad que soportan ambas urbanizaciones tienen hastiados a los moradores.

No hay día, hora ni lugar de estas ciudadelas que esté libre del robo de accesorios de carros o de bienes en las viviendas.

Hace unas semanas, un sujeto se llevó una motocicleta de los exteriores de una villa en la manzana D-5, de La Atarazana. La grabación también fue compartida entre el vecindario.

El local de venta de pollos asados que se encuentra en la intersección de las avenidas Nicasio Safadi y Carlos Luis Plaza Dañín, de la misma ciudadela, también fue objeto de un violento robo -meses atrás- en donde se agredió brutalmente a un cliente.

En la urbanización de la Fuerza Aérea Ecuatoriana se han identificado al menos seis manzanas de alto riesgo y dos parques en los que se cometen fechorías.

En el sector atarazaneño son las manzanas L, M, P y Q donde los problemas son más frecuentes.

En ambas comunidades, hay zonas en donde por gestiones directas del Mayor Mauricio Lozada, jefe del Circuito Atarazana de la Policía Nacional, se instalaron alarmas comunitarias.

La noche del jueves 16 de septiembre, al menos un centenar de vecinos de La FAE tuvieron un ‘cara a cara’ con los agentes del orden.

El encuentro fue solicitado por Piero Rivas, presidente del Comité Cívico La FAE Renace.

Por el lado de los oficiales estuvieron el Teniente Coronel, Jefferson Balladares, jefe coordinador de la Policía Comunitaria de Guayaquil; la Subteniente Priscila Escudero, responsable de la seguridad en la urbanización; el Mayor Lozada y al menos 7 uniformados más.

Durante la asamblea, cuya duración fue de aproximadamente noventa minutos, los habitantes contaron todos los problemas de inseguridad que les afectan.

Hicieron énfasis en que requieren de más patrullajes y que el retén policial que se encuentra cercano al parque principal esté operativo durante las 24 horas.

Del mismo modo, hicieron un llamado para que algunos parques puedan cerrarse en la noche. Esto con el fin de evitar que se conviertan en espacios para el consumo de drogas o que parejas mantengan relaciones sexuales. Estos sitios también han sido tomados por los denominados ‘chamberos’.

La Subteniente Escudero exhortó a los vecinos para que se integren con los agentes del orden y se pueda trabajar mejor en el combate a la inseguridad.

Esto en alusión a la aparente existencia de dos directivas de vecinos.

El Mayor Lozada anunció nuevas gestiones para la instalación de más alarmas comunitarias en las zonas más álgidas.

El Teniente Coronel Balladares manifestó que se reforzarán los patrullajes, así como la estructuración de un plan de seguridad conjuntamente con la directiva, así como el vecindario.

En la FAE, el único comité reconocido por autoridades y vecinos es el que presiden Piero Rivas y Fernando Pesantes, designados el año pasado en elecciones públicas, libres y abiertas celebradas en el parque principal de la ciudadela.

Lozada dijo que en los próximos días habrá un nuevo encuentro con los residentes para ejecutar más acciones.

Desalojo en pasos a desnivel

El chat comunitario que administra la Unidad de Policía Comunitaria de La Atarazana está más activo que nunca por estos días.

La presencia de sospechosos en las manzanas sensibles de la urbanización, ponen en alerta a los vecinos que de inmediato comunican a los uniformados por esa vía.

A ello se suman algunos robos o hechos violentos como los citados al inicio de esta nota periodística.

Una de las primeras medidas que se tomó en las últimas horas es la integración de varios agentes a bordo de bicicletas para que patrullen por las avenidas y peatonales.

Además, al mediodía del viernes 17 de septiembre fueron desalojados varios ciudadanos extranjeros que se han tomado las inmediaciones del paso a desnivel que se encuentra en la avenida Pedro Menéndez.

Allí consumen drogas, amedrentan a los transeúntes, ponen en riesgo a los menores de edad que viven con ellos e incluso los adultos mantienen relaciones sexuales. Entre ellos, también se mezclan sujetos que cometen fechorías en las manzanas M y L, especialmente de La Atarazana.

En el operativo de desalojo participaron elementos del departamento de Justicia y Vigilancia del Municipio de Guayaquil.

El Mayor de Policía comunicó a través del chat comunitario que en los próximos días habrá un encuentro entre oficiales, representantes de la Agencia de Tránsito Municipal, de la CNEL EP UN Guayaquil, delegados del Cabildo porteño y vecinos.

Aún no se establece la fecha, pero los residentes se encuentran a la expectativa de esta asamblea con el fin de recuperar la tranquilidad en sus hogares. (I)

Fotografías: Atarazana Go! y cortesía de la Policía

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí