Ídolos Profanos, el nuevo disco que trajo Uriel a Guayaquil

0
286

Las nueve horas de viaje -vía terrestre- que se hicieron entre Quito y Guayaquil, los integrantes del grupo de Uriel (groove death metal), no incidieron en las ganas por demostrar su poder musical a los rockeros porteños.

No fue una tocada cualquiera la del sábado 16 de abril. Se trataba de un recital especial en el que también presentaron su reciente producción discográfica: Ídolos Profanos.

Gonzalo Pérez, guitarrista y líder de la banda, cuidó y coordinó cada detalle para que todo salga bien. Aunque las cosas no sucedieron exactamente como esperaban, lo que sí demostró este quinteto es profesionalismo, técnica y una energía indetenible una vez que empieza a tocar.

La mañana de Samuel Paucar (voz), David Rojas (bajo), Frank Cárdenas (guitarra rítmica), Gustavo Suárez (batería) y del mismo Pérez (guitarra líder) fue movida.

La estadía en la Perla

Lo Uriel estuvieron un rato en el Drakkar Bar, sitio donde inicialmente sería el show, pero luego los músicos salieron a recorrer la ciudad.

Visitaron el parque del Centenario, el Malecón 2000, recorrieron por Urdesa, avanzaron al estadio Monumental, dieron una vuelta por el Suburbio de Guayaquil, La Chala, el estadio Capwell, el parque de las Iguanas y finalmente regresaron al hotel para descansar.

En ese trayecto, los integrantes del quinteto charlaron de diferentes temas de la actualidad del país, pero también sobre música.

No faltaron las bromas ni las risas, entre los compañeros de la banda.

Al inicio del anochecer acudieron hasta la Casa del Buen Vivir, local donde se dio la presentación, para las respectivas pruebas de sonido.

Los integrantes de Uriel volvieron al hotel por el olvido de un aparato, pero un rato después, ya estaban otra vez en el norte de Guayaquil.

El concierto no empezó a la hora planificada ni los capitalinos tocaron en el turno que les dijeron.

Esos son los gajes del oficio que a veces se presentan en esta clase de espectáculos.

El concierto

Hacia las 20:30 y cuando había unas 40 personas en la Casa del Buen Vivir, The Rippers comenzó a tocar. Su presentación duró cerca de 35 minutos. Luego, aparecieron Rigor Mortis y Kirai, en ese orden, quienes también tuvieron cerca de 40 minutos cada banda para interpretar su repertorio.

De a poco, el local empezó a llenarse. Arribaron rockeros de diferentes sectores de Guayaquil, organizadores de eventos similares, músicos de otras bandas, etc.

Alrededor de las 23:00, los Uriel se apoderaron del escenario. Efectuaron unas últimas pruebas en unos 20 minutos y descargaron las 8 canciones del disco.

Una intro de casi 60 segundos fue el primer aperitivo que ofreció el grupo capitalino.

De inmediato El Cazador, como se conoce al vocalista, pasó al centro del escenario. Se movió lentamente de un lado a otro y luego permaneció con sus ojos cerrados. Parecía que entraba en trance. Sus largas rastas, habían sido soltadas, solo un rato antes.

Pasaron unos instantes para que empiece a interpretar el tema Espinas. Esta es la tercera canción del disco.

“Mientes fueron promesas vacías. Espinas que clavan mi piel. Donde mis sueños terminan. Y mueren antes de nacer”, reza una parte de la canción.

Paucar tiene una fuerza vocal impresionante. Su voz es la esencia del death metal. Además, interactúa con el público y no duda en meterse en el pogo. A veces agita sus rastas y en otras oportunidades cierra sus ojos, como si estuviera poseído. Es un buen frontman. De entrada, supo ganarse a los metaleros de Guayaquil.

Santo asesino, El cielo sangra, Inclaudicable, No hay tregua y Raíces fueron, en ese orden, las canciones que interpretaron.

Uriel cerró con el tema que da nombre al disco: Ídolos Profanos. La gente los aplaudió con fuerza y los músicos agradecieron por la calidez que demostró el público en cada canción.

La banda guayaquileña Profecía se encargó del cierre del recital. Su presencia se extendió hasta más allá de la medianoche.

La fiesta por la presentación del material de Uriel llegaba a su fin. A pesar del atraso en el inicio, los rockeros salieron satisfechos de ver a cinco buenas agrupaciones. (I)

Portada, fotos y videos: Atarazana Go!

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí